Translate | Traducir

dijous, 7 de juliol de 2016

El PSOE desoye a Felipe González


FELIPE GONZÁLEZ.- Los ciudadanos podrán entender que, a estas alturas de mi vida, se haya reafirmado en mi pensamiento la prioridad de los intereses generales de España y sus ciudadanos sobre cualquier otra. Y es precisamente esto lo que me lleva a pensar que el Partido Socialista ni puede ni debe entrar en coalición con el PP. Debe ocupar su sitio en una oposición responsable. Lo cual significa al mismo tiempo exigente y dialogante. Siempre lo ha hecho en asuntos de Estado, incluso asumiendo el protagonismo de pactos concretos como la lucha contra el terrorismo. Pero también tiene que ocuparse de reconstruir su propio proyecto como alternativa al PP con vocación de mayoría.

En esta situación, la solución de que haya una investidura para España, teniendo en cuenta que no hay mayoría alternativa coherente para hacerlo, pasa por un Gobierno del PP o encabezado por el PP.

O sea, en mi opinión, el Partido Socialista tiene que aceptar el diálogo que le ofrece el candidato del PP, aun dejando claro que no tiene intención de formar parte de una coalición con el mismo. Como ya dije hace unos meses, reitero mi opinión negativa a lo que llaman gran coalición al mismo tiempo que afirmo la responsabilidad de las fuerzas políticas: si no pueden formar Gobierno, tampoco pueden obstaculizar que este Gobierno se forme.

El resultado del 26-J coloca al Partido Socialista ante esa responsabilidad. Excluyendo la coalición y el apoyo al Partido Popular en la investidura, en caso de necesidad, no debe ser un obstáculo para que haya un Gobierno minoritario.
Leer el artículo completo, aquí





La próxima crisis en Europa se llama Italia


THE ECONOMIST.- Italy is Europe’s fourth-biggest economy and one of its weakest. Public debt stands at 135% of GDP; the adult employment rate is lower than in any EU country bar Greece. The economy has been moribund for years, suffocated by over-regulation and feeble productivity. Amid stagnation and deflation, Italy’s banks are in deep trouble, burdened by some €360 billion ($400 billion) of souring loans, the equivalent of a fifth of the country’s GDP. Collectively they have provisioned for only 45% of that amount. At best, Italy’s weak banks will throttle the country’s growth; at worst, some will go bust.

Not surprisingly, investors have fled. Shares in Italy’s biggest banks have fallen by as much as half since April, a sell-off that has intensified since the Brexit vote. The biggest immediate worry is the solvency of Monte dei Paschi di Siena, the world’s oldest bank. Several attempts to clean it up have failed: it is now worth just a tenth of its book value, and could well come up short in a stress test by the European Central Bank later this month (see article).

Size alone makes Italy’s bank mess dangerous. But it is also an exemplar of the euro area’s wider ills: the tension between rules made in Brussels and the exigencies of national politics; and the conflict between creditors and debtors. Both are the consequence of half-baked financial reforms. Handled badly, the Italian job could be the euro zone’s undoing.
Seguir leyendo...



El Tribunal Constitucional tumba por unanimidad las estructuras de Estado de Cataluña


El Pleno del Tribunal Constitucional acaba de decidir por unanimidad declarar inconstitucionales y, por tanto, nulas las disposiciones de la ley catalana 3/2015 que creaban la Agencia Tributaria de Cataluña y otras denominadas "estructuras de Estado".

El TC ha estimado en parte el recurso que el Gobierno de Rajoy interpuso contra esa ley y ha tumbado, además de la Agencia Tributaria de Cataluña, las disposiciones referidas al plan rector de infraestructuras y energías.

En cambio, ha hecho una interpretación conforme respecto a la Agencia de Protección Social, que se autoriza siempre que se refiera a las competencias propias del Estatut en materia de protección social pero en ningún caso a la Seguridad Social.

El tribunal también ha hecho una interpretación conforme respecto a la disposición por la que Cataluña acordaba crear el inventario de las administraciones públicas catalanas. El Constitucional ha concluido que ese inventario puede elaborarse en lo referido estrictamente a los activos y pasivos de titularidad autonómica, pero no a los del Estado ni a los de las Administraciones locales.
Artículo completo, aquí



Texto íntegro de la Sentencia






Hallan el carné de afiliado a la CNT de Paco Martínez Soria


ABC.- En las últimas semanas el Archivo de Salamanca está siendo fuente de interesantes descubrimientos de la mano del investigador especializado en patrimonio Policarpo Sánchez. El domingo pasado, ABC informaba en exclusiva del hallazgo del carné de reportero de Antoine Saint- Exupery, uno más de los muchos documentos que durante décadas han permanecido olvidados. EA raíz de su labor de consulta e investigación Policarpo ha anunciado recientemente el hallazgo del documento de afiliación al sindicato anarquista CNT del actor Paco Martínez Soria (1902- 1982) entre 1937 y 1938. Además ha encontrado una carta del director de del FBI John Edgar Hoover solicitando información a las instituciones de la II República sobre las actividades de ciertos ciudadanos americanos que se encontraban en España.
Más...



...y el carnet de prensa de Antoine de Saint Exupéry durante la guerra civil


El nombre y la firma están en regla: Antoine de Saint Exupéry. Edad, 36 años. La dirección de su domicilio de París tiene añadido entre paréntesis el Florida de Madrid, el famoso hotel de los corresponsales en la plaza de Callao, en el que el autor de «El Principito» pasó muy pocas noches, junto a Enrst Hemingway y Martha Gellhorn, Robert Capa y Gerda Taro aquel abril de 1937. Vino para cubrir el asedio de Franco a la capital, para contar aquel Madrid duro como un yunque bajo las bombas incesantes y encontrar, como dejó escrito en sus emocionantes crónicas en «Paris-Soir», un sentido a la vida de los hombres.
Más...




Guerra de clanes en las cloacas del Estado

Nadie duda de la legitimidad policial para investigar, por ejemplo, a sospechosos de terrorismo o a grupos de ultraderecha, tanto si están en la clandestinidad o amparados bajo entidades legalmente constituidas. Pero cuando esas investigaciones se refieren al independentismo son rechazadas y denunciadas sistemáticamente como 'guerra sucia', estableciendo un obsceno paralelismo con la que libró el gobierno de Felipe González contra ETA.

El Estado debe investigar siempre a los sospechosos de cometer un delito, sean políticos o no. Y la Generalitat presidida por Artur Mas vulneró en diversas ocasiones la legalidad con el objetivo público y notorio de la secesión. No se puede, pues, pedir a un Estado que no actúe contra los que conspiran contra él. Pero, por el contrario, lo que sí se puede, y se debe, es exigir que ese Estado actúe de acuerdo con la legalidad. Sin vulnerarla, sin cal viva y sin pistoleros a sueldo.

Hasta el momento, no han aparecido pruebas de que la policía haya vulnerado la legalidad en Cataluña, pero sí  indicios de una 'guerra de clanes' dentro del Ministerio del Interior. Una guerra en la que se espían entre ellos y en la que ha desparecido información confidencial relacionada con investigaciones de corrupción en Cataluña que custodiaba la Unidad de Inteligencia.

Desde el tiempo de los GAL, las cloacas de Interior bajan sucias, sin que ninguna administración posterior -socialista o popular- haya procedido a su limpieza a fondo. Unas cloacas que pueden revelarnos muchas sorpresas, y no necesariamente en las que ahora estamos pensando.

Pujol Jr. compró a un testigo clave por 135.000 dólares