Translate | Traducir

dimarts, 6 de juny de 2017

El víctimofascismo ocupa la Universidad



Del Dia de la Ausencia, más o menos voluntaria de los negros, al día la ausencia forzada de los blancos

Bret Weinstein, que se define como “profundamente progresista”, es profesor de Biología en Evergreen; apoya a Bernie Sanders; retuitea con admiración a Glenn Greenwald (a veces yo también); y apoya a movimientos como Occupy Wall Street. Pero … es judío. Quiero decir, posiblemente un poco más sensible que los demás con la idea de que le prohíban entrar en su trabajo por su raza o color. Y dijo que no jugaba; que no iba a dejar de dar sus clases ese día — opinara lo que opinara el comité revolucionario de turno.

Y ya la tienes montada. Algaradas en la puerta de su clase, y peticiones de su expulsión de la universidad. ¡Por racista! Weinstein pide el apoyo de la administración del college, que se lo niega. Busca el apoyo de sus compañeros. Lo de humanidades y ciencias sociales se lo niegan sonoramente; los de ciencias se lo dan en privado, pero no en público. Y el se planta, y dice que no dimite ni de broma. Que le expulsen, si encuentran un motivo para hacerlo. Tiene tenure, y no es tan fácil.

Y va creciendo la ola hasta que se monta un pollo de los guapos. Desmadre total, y la universidad cerrada unos días. Aquí un ejemplo precioso en vídeo. El administrador, muy posiblemente el mayor culpable, intenta hablar con la revolución. Pero los chavales tienen muchos trucos. Y le dicen que no se le ocurra mover las manos al hablar, porque eso es una microagresión y se van a sentir ofendidos. Y el cantamañanas se agarra las manos por la espalda, para descojono universal de los microcéfalos. Una vez en postura humillada, una campeona le alecciona sobre la esclavitud, sobre sus respectivos abuelos, y le comunica que esto no se ha acabado. Hay que ir al minuto 6:00.
Más...



Pronto en nuestras Universidades


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada

Nota: Només un membre d'aquest blog pot publicar entrades.