Translate | Traducir

dijous, 15 de juny de 2017

Cada día me da más asco mi profesión

La noticia de la obra de teatro en que se asesina a Donald Trump ha sido prácticamente ignorada por nuestros grandes medios de comunicación, mientras que los disparos realizados por un demócrata partidario de Bernie Sanders, que han puesto entre la vida y la muerte a un líder republicano del Congreso, solo han merecido una discreta cobertura.

Sin embargo, si el asesinado en la obra de teatro fuese Obama o si el que disparó contra unos congresistas fuese un seguidor de Trump, la noticia no solo hubiera tenido una mayor cobertura y relevancia sino que tendría un seguimiento intensivo y permanente.

Cada día me da más asco mi profesión.


Y es que nosotros somos más papistas que el Papa, ya que incluso el New York Times, a pesar de una cierta equidistancia, se atreve a decir esta verdad: